viernes, 1 de enero de 2010

¿QUE NOS DEJAN LAS FIESTAS DE FIN DE AÑO?

Feliz Año Nuevo a todos en todas partes, son los sinceros deseos de CHINGUARRIO para todas las  Audiencias Inesperadas, gracias por leer mi blog y hacer sus comentarios, muy utiles para la retroalimentacion del mismo y de esta forma infundirme animo para seguir escribiendo las tonteras que se me vienen a la cabeza, Dios les bendiga siempre y pedimos que nos siga dando fuerza y sabiduria para actuar razonablemente, en la busqueda de un mejor proposito en el 2010 y los años venideros que El pueda confiarnos.

Cada año le entra a la gente la necedad y la locura de "que me voy a poner", " que voy a estrenar", "que voy a comer", "que regalo a mis amigos o a mis familiares"," que bebida tendre en la cena de navidad o en la vìspera del año nuevo"; estas son las preguntas que nos hacemos; pero no hacemos estas: " que harè el año nuevo", "mis metas son estas, estas, estas...", "Cambiarè de actitud con mi jefe, con mi familia o con mis vecinos", "Esperarè en Dios acerca de la vida que llevo", "Pedirè fortaleza y seguridad a Dios en el nuevo año" y asì por el estilo, pero; el ser humano solo piensa en las cosas materiales para su gozo y disfrute; no piensa en poner su cuerpo a dieta, no piensa en comprarse un carro o una casa (a los que pueden), no piensan en mejorar su condiciòn de vida o cuidar de su responsabilidad en el trabajo, ni mucho menos hacer algo por su paìs en estos momentos dificiles ( otros dirian " este año voy a apretar mas a la gallinita de huevos de oro del estado"), màxime  aquellos politicos que van a estrenar curules al parlamento o los repitentes, nuevos ministros o las mismas caras; en ambos casos me imagino que una gran parte  ven largo que llegue el dia de su toma de posesiòn, para iniciar con sus triquiñuelas y ordeñar la gran teta de la vaca; de todo hay en la viña del señor, unos echan simples raices en rocas o en arena, y hasta donde les llega la poca materia gris; pero hay una buena parte que crece en buena tierra y lleva fruto a favor de sus comunidades.

Estas fiestas de fin de año son una completa locura, desde que el empleado u obrero agarra los "aguiluchos" (aguinaldos o bonos navideños) o el empresario que ha calentado el "pisto" todo el año despues de la semana santa y comienzan a practicar el "consumismo" por el cual estamos caracterizados. Los que pueden y tienen se van a los "iunai" a comprarse ropa o articulos de la moda, o bien se quedan vacacionando; hay otros que tienen y no pueden  quizà salir del paìs por que estan DESVISADOS por usurpadores, asaltantes, trinqueteros, requinteros o mandraqueros y no les queda otra que  comprar de la pirracha de las tiendas en los "moles" nacionales.

Ahora  bien el pueblo pueblo que no llega a la miseria se preocupa por el estreno, la bebiata, la comida y "que me van a dar el dia de hoy"; se van de tienda en tienda solo viendo sin comprar y para los comerciantes este es un alegròn de pobre, hasta que llegan a lugares donde sus compras son accesibles tanto en los estrenos como en  la comida. Otros tienen por costumbre esconderse cuando llegan los "cobras" a sus casas, despues de pedir creditos en los establecimientos comerciales "mientras tanto" pasa la nochebuena o el 31; otros se acomodan con el riezgo de perder sus pertenencias en las casas de empeño y los discipulos del dios baco, estilan el libamiento en varias marcas antes, durante y despues de los famosos 24 y 31 de diciembre de cada año.

Otras personas las que reservan sus billetitos, por cambiar de look y otras por apantallar o se van de mojados, reciben el año nuevo en Hoteles de la ciudad, aunque para el mes de Enero no tengan ni para el bus o la gasolina; o bien realizan sendas fiestas en sus casas y comparten a lo grande todo lo que han gastado.

Pero hay una parte de la poblaciòn los que viven de la medicidad o en la miseria, no llevan un trozo de bocado o una mini coca; algunos los engañan con un tamal de noche buena, pero no se acuerdan que viene el 31 y alli llegò todo.

En todos los casos detallados la mayoria de los que pueden hacerlo con visa o sin visa, preparan su cena de navidad ya sea de pavo, pollo, chancho, cabro, ternero u ovejo; hacen torrejas con mistela, rosquillas en miel y se hacen de sus aperitivos dizque para hacer "hambre", pero la idea es la de celebrar al dios baco; pero esos son gustos, aunque lo de la libaciòn se puede hacer todos los dias, si el cliente es gran amigo de baco.

La verdad que cuando el hombre se excede en el beber o el comer trae muchas consecuencias, peor si es conductor de vehiculo o es "azorralocos" (con el asunto de la bebida), o si es muy gloton y no hace la digestion. Las Fiestas de fin de año a veces dejan luto y dolor en las familias por las burrencias de los baqueros; pero no todo es tràgico, la mayoria de las familias comparten un poco de lo mucho que Dios les da; tambien sirve para reconciliarnos y limar asperezas entre nuestros seres queridos, amigos y vecinos y la llegada del año nuevo nos infunde animo para seguir adelante y mejorar nuestra forma de vivir, para el bien familiar, laboral y espiritual. SALUD A TODOS.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su opinion

LA ENCRUCIJADA DEL CIVIL QUE QUISO SER MILITAR

Por Óscar Esquivel Egresado con el rango de Sub Teniente de Reserva en el Liceo Militar del Norte; una escuela militar privada creada en...